27 de mayo de 2024

La próxima gobernadora de Veracruz será Rocío Nahle, afirmó la candidata presidencial Claudia Sheinbaum

• Nada ni nadie detendrá su carrera rumbo a la gubernatura.

Que no quepa la menor duda, la próxima gobernadora de Veracruz será Rocío Nahle García, afirmó la candidata presidencial de la coalición “Sigamos Haciendo Historia”, Claudia Sheinbaum, porque así lo quieren los veracruzanos.

No hay que olvidar que Nahle García tiene todo el respaldo Claudia Sheinbaum, quien el pasado 18 de marzo, en el marco del 86.° aniversario de la Expropiación Petrolera, afirmó que una buena parte de las plantas petroquímicas están en Veracruz, por ello, se invertirán recursos para impulsar la industria petroquímica, como uno de los ejes centrales del desarrollo de Petróleos Mexicanos (PEMEX).

Precisamente en Veracruz la guerra sucia está en todo su apogeo contra la candidata de la coalición “Sigamos Haciendo Historia” (Morena, PVEM, PT y Fuerza x México), Rocío Nahle García, y eso que aún no empieza la campaña rumbo a la gubernatura. Y es que Veracruz es el cuarto estado con el mayor número de electores, pues seis millones 79 mil 912 ciudadanos podrán votar el próximo 2 de junio.

Es un secreto a voces, atrás de toda esa guerra sucia está la familia de los Yunes, que con su pensamiento machista y enfermo de poder trata a toda costa de desacreditar a Rocío Nahle García, porque sencillamente le lleva la delantera al candidato del PRI, PAN y PRD, José Francisco Yunes Zorrilla, partidos que por sí solos no pueden y no les quedó de otra que unirse en coalición (Fuerza y Corazón por Veracruz), además, cabe recordar que estuvieron en el poder y hundieron a Veracruz en la pobreza, inseguridad y corrupción, sin olvidar que el sistema de salud colapsó y las escuelas quedaron en el olvido.

La carrera por la gubernatura empezará el 31 de marzo, y durante dos meses los candidatos se medirán fuerzas para ver de cuál cuero salen más correas; seguramente los rojos, azules y amarillos harán hasta lo imposible por detener a la candidata emanada de Morena, pero ya lo dijo ella: se enfocará en su carrera y propuestas, y no caerá en provocaciones.

Y es que los de la coalición Fuerza y Corazón por Veracruz son tan ingenuos que piensan que los veracruzanos ya olvidaron cómo quedó Veracruz después del bienio panista que encabezó Miguel Ángel Yunes Linares. Pues bien, que sigan pensando así y tremendo descalabro tendrán el 2 de junio.

Está claro como el agua que con Rocío Nahle comenzará una nueva etapa de transformación en Veracruz, para concretar y comenzar proyectos, porque este estado es la puerta de entrada al sureste mexicano y como tal tiene que afianzar todo su potencial.