sábado, octubre 16

Mensaje de la secretaria de Economía en el lanzamiento del Programa «Habilidades digitales para las mexicanas del siglo XXI”

Muy buenas tardes.

Me da muchísimo gusto estar aquí, poder presenciar y ser parte de este Convenio tan importante, en un momento crucial para el cambio de paradigma que ha traído no solamente la pandemia, sino la tecnología.

Agradezco de forma muy especial a Luisa Alcalde y a Marath Bolaños, de la Secretaría del Trabajo, y a Isidro y Francine. Me da muchísimo gusto que ustedes como Cisco hayan tenido la posibilidad de voltear a vernos, y esto se lo debemos mucho al subsecretario Héctor Guerrero, se lo debemos a Juan Carlos Altamirano, se lo debemos a Ana Bárbara Mungaray, a Gonzalo, que de alguna manera han ido tejiendo relaciones para poder ir avanzando a la tecnología, pero sobre todo para poner el tema digital en la mesa y hablar de esta nueva etapa de alfabetización digital.

Creo que las mujeres no pueden dejar de ser el centro de nosotros en la Secretaría de Economía, por la importancia que esto tiene.

Hoy agradezco y reconozco muchísimo el hecho de que nos estén acompañando todas ustedes, que representan algunas comunidades, algunos grupos, algunas empresarias o algunas son cabeza de alguna empresa o algún negocio o de un círculo de mujeres empresarias. Gracias por estar aquí, gracias por acompañarnos, y porque estoy segura que van a ser ustedes portavoces para facilitar a que más mujeres tengan acceso a esta maravillosa plataforma.

En el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador tenemos en el Plan Nacional de Desarrollo una situación que viene a pegar perfectamente con lo que hoy estamos haciendo: la innovación, la diversificación y la inclusión.

Y cuando hablamos de innovación no podríamos estar pensando que podemos trabajar en ella si no tenemos las herramientas y el conocimiento necesario que viene siendo el uso de las herramientas tecnológicas.

La diversificación nos la abre la plataforma misma de la que hoy nos estaban hablando.

Y la inclusión yo la manejo de varias maneras: no solamente la inclusión en términos de género, sino también la inclusión en términos de digitalización. Y lo voy a pegar con el tema de la Agenda México 2030. México acaba de presentar un informe de esta Agenda, en la cual tenemos dos objetivos que encajan perfectamente el día de hoy: el objetivo 5, que habla de la igualdad de género, que no podríamos considerarla si no tenemos a las mujeres participando en ella.

Y la otra, la 9, la de construir infraestructuras resilientes para promover una industrialización sostenible y fomentar la innovación.

Y la 17, que es el conjuntar las voluntades a través de la cooperación, y por eso este trabajo maravilloso y agradecimiento que le damos a Cisco y a la Secretaría del Trabajo.

Ayer, el Banco Internacional de Desarrollo nos presentaba unos estudios de hacia dónde vamos y qué podemos dejar de hacer o podemos hacer si no damos el paso a la inclusión digital, al proceso de todo lo que tiene que ver con avanzar, en términos de seguridad cibernética, en términos de comercio electrónico y fomentarlo todavía más.

La pandemia nos aceleró procesos a los que visualizábamos, y ahorita oía que Cisco decía: tenemos 20 años en esto, y dije: oh. Volteo para atrás y digo: ¿cómo 20 años? Parecería que el tiempo, la velocidad con la que hemos caminado en toda la parte tecnológica y el que hoy estamos pudiendo comunicarnos con Fran, que Fran pudo participar como que estuviera aquí y toda la gente que nos está escuchando en diferentes vertientes tiene que ver con esta posibilidad del uso de la tecnología a favor de nosotros, y nos ponían un reto: requiere México avanzar a este compromiso que el presidente de la República ha dicho de conectarnos a todas y a todos.

No podemos dejar que la banda ancha, no llegue a todos los rincones del país.

Entonces, creo que estamos en el camino correcto, y la pregunta es: la velocidad a la que caminaremos. Y esa velocidad va a depender de que cada una de las que están aquí presentes, en forma virtual o en forma física, utilice las herramientas y pueda convencer a más a través de Jóvenes Construyendo el Futuro; a través de las instituciones que ustedes coordinan, trabajan o en las que están, o a través de la tecnología, donde nosotros lleguemos, a que más mujeres se animen a dar el paso y le pierdan el miedo a la tecnología.

La tecnología se convierte en una aliada para potencializar el crecimiento personal y el crecimiento de la nación.

No me queda más que decir una vez más, y lo digo con todo el corazón, la palabra: gracias. Una palabra que normalmente hemos desgastado, porque la oímos frecuentemente, pero gracias, de corazón, a Cisco, por esta oportunidad; gracias a la Secretaría del Trabajo por dar el paso y poner a los jóvenes y a las jóvenes, el Programa Construyendo el Futuro y a cada una de ustedes por dar este paso en favor del desarrollo de muchas mexicanas y muchos mexicanos más. El día de hoy es el día de las mexicanas, por lo que yo me congratulo y felicito a cada una de ustedes, y las invito a darle clic a este primer paso para que nos inscribamos. Si no le damos clic nos quedamos aquí y no estamos entrando a la potencialización de nuestras tareas individuales y del comercio o la potencialización de lo que hacemos en las áreas empresariales en las que estamos inmersas.

Muchas gracias y enhorabuena, Cisco.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial